29 de Marzo de 2020

Una noche para olvidar

09 de Diciembre de 2019

El encuentro del sábado en José Ingenieros no anunciaba la disparidad que demostró el resultado. Almagro intentó salir siempre limpio con la pelota pero le costaba llegar a ¾ de cancha y, por el otro lado, Tigre esperaba bien parado pero no lastimaba con la pelota.

 

Apenas un par de ocasiones para cada lado fue lo que marcó el ping pong de situaciones cuando los equipos se fueron al vestuario. Sin embargo, daba la sensación de que el que más cerca estaba de convertir el primer tanto era el Matador. Presionó arriba y casi ni sufrió abajo. A excepción de un contraataque tras una pérdida del Marciano Ortíz, donde quedó lastimado en el tobillo derecho y luego debió salir, que terminó rematando Ezequiel Denis y el Pato Galmarini salvó en la línea.

 

Ya en el segundo tiempo, un equipo salió a la cancha y el otro se quedó en el vestuario. Tigre fue con convicción a buscar el primero y, si bien lo consiguió con polémica, apabulló a un Almagro que parecía desencontrado luego de la confusión que generó el juez de línea al levantar la bandera en el gol de Ezequiel Rodríguez y luego convalidarlo.

 

Párrafo aparte para el excelso partido de Sebastián Prediger. Siempre correcto. Manejó los tiempos de la pelota a la perfección. Anticipó, cortó, jugó simple cuando había que hacerlo y se arriesgó con pases largos y cruzados fantásticos también. Tenía la cancha en la cabeza.

 

El segundo gol del partido lo realizó Emanuel Dening, quien se llevó todo el crédito merecidamente. Picó, ganó en velocidad y con potencia física, se sacó a Sebastián Diana de encima y luego definió con una hermosa vaselina ante la salida de Christian Limousin.

 

Cinco minutos más tarde, Dening desbordó por el costado izquierdo y lanzó un centro bajo pero preciso para que Cachete Morales ponga el tercer gol del partido. A partir de ahí, Tigre no siguió convirtiendo por el simple hecho de que decidió no hacerlo. Se relajó, tocó y esperó a que el encuentro finalice. El Tricolor tuvo dos ocasiones claras para descontar pero Gonzalo Marinelli se lo negó.

 

Almagro todavía está en un proceso de reconstrucción de la mano de Gastón Esmerado que, si bien se consiguieron mejores resultados, aún no pudo lucir su mejor versión. El parate de fin de año le hará bien al Tricolor para trabajar de cara a la segunda vuelta en la Zona 2, la cual está tan pareja que al estar penúltimo con 15 puntos solo tiene siete de diferencia con el último lugar del reducido.

 

Fuente: Revista Ascenso




Chania

Related Comments

Sr. Ryan

But who has any right to find fault with a man who chooses to enjoy a pleasure that has no annoying consequences, or one who avoids a pain that produces no resultant pleasure?
Reply

Admin

But who has any right to find fault with a man who chooses to enjoy a pleasure that has no annoying consequences, or one who avoids a pain that produces no resultant pleasure?
Reply

S. Joshep

But who has any right to find fault with a man who chooses to enjoy a pleasure that has no annoying consequences, or one who avoids a pain that produces no resultant pleasure?
Reply

Add a Comment